El inevitable paso hacia los “libros electrónicos”

Amazon_KindleDesde el momento en el que empezaron a aparecer los libros electrónicos (e-book), me había sentido muy reacia a comprarme uno. Yo siempre había sido de la opinión de que “donde esté un libro en papel, con ese olor a papel y el peso de llevar las letras impresas, que se quite todo lo electrónico”. 

No obstante, hace unos meses, una gran amiga publicó en su blog su experiencia con los libros electrónicos. Su opinión era muy importante para mi ya que, al igual que yo, ella también se sentía reacia a dejar el libro físico a favor del libro electrónico.

Después de leer su post, empecé a ver las ventajas y las desventajas de pasarme al mundo de los libros electrónicos. Para mi, la principal desventaja es la añoranza al libro de papel. A mi me gusta el hecho de pasar las hojas, el placer de oler las hojas de un libro… Tengo que decir que a mi me encanta leer libros de muchísimas páginas. De estos que son gordos y que sinceramente, llevarlos en el transporte público puede convertirse en una tarea “pesada” (y nunca mejor dicho). De aquí radica la principal ventaja que le veo al hecho de tener un libro electrónico.

A si que al final decidí comprarme uno. Estuve barajando diferentes posibilidades y entre las características que quería que tuviese el libro electrónico por el que optase es que tuviera la llamada tinta electrónica para no dañar la vista con el brillo de la pantalla. Finalmente y después de varias recomendaciones, me decanté por el famoso Kindle de Amazon.

Este libro electrónico cumple con todo lo que yo pedía: que fuese ligero (pesa 170 gramos), que tuviese un tamaño normal (6 pulgadas = 15 centímetros), que tuviese tinta electrónica y que fuese fácil de usar. Entre otras cosas que se pueden hacer con este e-book es compartir en nuestras redes sociales frases de los libros que leemos, así como cuando acabamos un libro.

La verdad, es que estoy muy contenta con esta tecnología que te permite leer a placer cuando quieras sin la necesidad de llevar un pesado libro en tus hombros. Reconozco que ahora leo con más asiduidad precisamente por eso, por que no tengo que cargar con un gran peso. He empezado a devorar libros como lo hacía antaño, costumbre que perdí y que ahora espero recuperar gracias a la compra que he realizado.

A pesar de todo, creo que siempre tendré presente los libros físicos y seguros que en algún momento vuelva a leerme alguno. De hecho, no considero que haya dejado el placer de sentir entre las manos la caricia de las hojas de un buen libro.

Anuncios

5 comentarios en “El inevitable paso hacia los “libros electrónicos”

  1. London dijo:

    Mi novio tiene uno de esos, y claro, para alguien que tiene que tener 5 textos al mismo tiempo, de 500 hojas fotocopiadas cada una o esto, digamos que es una gran solucion cuando se trata del trabajo.
    Aunque claro, tambien siempre mantiene uno o dos libros de agrado en la mochila, lleno de marcadores para recordar sus partes favoritas.

    Lo unico malo que tiene el Kindle es que es muy facil de dañar. Un dia lo llevaba en el bolso, paso junto a quien sabe que y la tinta electronica se magnetizo y la pantalla murio. Afortunadamente Amazon tiene la opcion de ver el estado de tu tableta con solo enchufar el USB y enviar un “estado” de esta. A los 3 dias le habia llegado una nueva a casa sin costo alguno y todos felices, pero el riesgo sigue estando : /

    Por mi parte, le sigo siendo fiel a los libros impresos, originales o no, tienen ese algo romantico que no puede reemplazar la tecnologia.

    Saludos! ♥

  2. Enrique Espejo Aguila dijo:

    Hace algo de tiempo escribí sobre este tema y lo que supongo sera mi experiencia con los e-books. Aún no los he probado y como tú sigo reacio a probarlos.

    http://contraelpromediomexicano.com/2013/02/12/e-books-y-la-paranoia-por-desaparecer-los-libros-fisicos/

    Sin embargo hace unos días en platica con un amigo salio un tema importante para seguir con los libros “físicos” al menos en México, un país cada vez más violento; en el día común no corres el riesgo que alguien te robe un libro, porque simplemente no conocen su valor. Mientras que con un dispositivo electrónico (el que sea) corres un gran riesgo de que te asalte o mínimo que “te metan un susto” por quitarte ese aparato que quizá no saben a ciencia cierta que es, pero se ve costoso.

    Triste realidad en mi país y otra fuerte razón para seguir con mi sueño de algún día tener una biblioteca enorme que heredar. jajaja

    • cristinacg1988 dijo:

      Buenos días Enrique! Muchas gracias por tu aportación a mi blog 😀 desde luego, que en tu caso, la contra que propones ante el uso de los libros electrónicos es, aunque muy triste, algo muy importante a tener en cuenta. Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s