Los Tres Monos Sabios

tres-monos-misticosMe supongo que, al igual que muchas otras personas, supe de su existencia gracias a los iconos del Whatsapp. Posteriormente, me llamaron la atención porque los vi en una película y más tarde en una imagen de un grafitti de la calle… Estoy hablando, sin duda, de los monetes de los oídos, ojos y boca cerrados del Whatsapp o, como realmente se llaman, Los Tres Monos Sabios.

Es cierto que la primera vez que los ves te parecen muy “monos” (vaga la redundancia) pero al ver que aparecían en otros lugares me hicieron indagar un poquito acerca de lo que realmente significa esta imagen.

La escultura de madera de estos tres monos fue tallada por Hidari Jingoro y está situada sobre los establos sagrados del santuario de Toshogu, Japón.

Muchas son las interpretaciones que se han dado a esta escultura que, tradicionalmente, se ha entendido como “no ver el Mal, no escuchar el Mal y no decir el Mal”. Para la élite intelectual se encontraban relacionados con el código filosófico y moral santai, el cual promulgaba el uso de los tres sentidos en la observación cercana del mundo observable; no obstante, para el pueblo el sentido era “rendirse” al sistema, un código de conducta que recomendaba la prudencia de no ver ni oír la injusticia, ni expresar la propia insatisfacción, sentido que perdura aún en la actualidad. Otra posible interpretación señala que en su origen, los monos eran espías enviados por los dioses para enterarse de las malas acciones de los hombre y la representación de los monos ciego, sordo y mudo, debió surgir como medio de defensa mágico contra dicho espionaje.

Entre las varias interpretaciones de esta imagen, quisiera destacar la siguiente, interpretación con la cuál estoy más de acuerdo. Cuando vemos la figura de estos tres monos con los ojos, los oídos y la boca cerrados, lo que realmente quieren representar es a un mono sordo, otro ciego y otro mudo. La leyenda cuenta que los tres monos fueron enviados por los dioses para delatar y castigar las malas acciones de los humanos. Cada uno tenía un defecto y dos virtudes y se les representa en este orden:

  • Kikazaru, el mono sordo. Se encargaba de utilizar el sentido de la vista para observar a quienes realizaban malas acciones y comunicárselo a Mizaru, mediante la voz.
  • Mizaru, el mono ciego. No necesitaba el sentido de la vista, puesto que tan solo se encargaba de transmitir al tercer mono, Iwazaru, los mensajes que le pasaba Kikazaru.
  • Iwazaru, el mono mudo. Escuchaba los mensajes transmitidos por Mizaru para decidir la pena de los dioses que le caería al desafortunado humano que lo mereciese y observar que se cumpliese.

Si se colocan los tres monos jerárquicamente en función de sus habilidades y de sus discapacidades, obtenemos un mono que ve, escucha y habla. Los monos juntos y bien organizados pueden alcanzar metas que no podrían alcanzar por separado, un claro ejemplo de cooperación sinérgica exitosa.

Existen varias posibilidades de colocar jerárquicamente a los tres monos pero solamente una permite una comunicación efectiva. La combinación correcta es: primero el mono sordo, que ve y le explica al segundo lo que ve; el segundo es el mono ciego, que no necesita ver, pues solo necesita escuchar lo que le dice el primero y transmitírselo al tercero, que es el mono mudo, que no necesita hablar, sino solo escuchar, ver y decidir lo que mejor convenga y velar por su cumplimiento. Si se intenta cualquier otra combinación se comprenderá que es imposible el cumplimiento de la misión encomendada.

Los tres monos sabios

Fuentes:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s